El Gobierno busca sumar apoyos para sus primeras medidas

Fernández presentará el Consejo Federal Argentina contra el Hambre y defenderá el carácter distributivo de los anuncios

16 de diciembre, 2019

El Gobierno busca sumar apoyos para sus primeras medidas

La cita es a las 17, en la Casa Rosada. Allí, el presidente Alberto Fernández pondrá en funcionamiento formalmente el Consejo Federal Argentina contra el Hambre y defenderá las razones de las primeras medidas del Gobierno, que tienen a la doble indemnización por despidos en un término de 180 días, el aumento de las retenciones y el dólar turista como las más de mayor resonancia. El jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, en varias entrevistas durante el fin de semana, respaldó el carácter redistributivo de las medidas y destacó en el impacto que tendrá en los sectores “más postergados”. Ese será el eje del discurso de hoy del Presidente.

 

Con la puesta en marcha del Consejo, el Gobierno pretende comprometer a diversos sectores de la sociedad en la necesidad de revertir la situación de pobreza de importantes sectores. Semanas atrás, Fernández encabezó una primera reunión informal del Consejo de la que participaron, entre otros, el obispo de Quilmes y titular de Cáritas, Carlos Tissera; Marcelo Tinelli, Agustín Salvia (del Observatorio de la Deuda Social Argentina de la UCA); Sonia Alesso (Ctera); Héctor Daer (CGT), Esteban “Gringo” Castro (CTEP), Estela de Carlotto (Abuelas de Plaza de Mayo), Adolfo Pérez Esquivel (Premio Nobel de la Paz), así como empresarios y otros políticos. Una platea que el Gobierno pretende ampliar.

 

En el mismo sentido, el Gobierno convocó a gobernadores y ministros de Economía de todas las provincias para sumarlos a ese respaldo y para comunicarlas otras medidas posibles. Por caso, el congelamiento del esquema de bajas en el Impuesto a los Ingresos Brutos que se había acordado en noviembre de 2017, durante la anterior gestión, mediante el Consenso Fiscal. Los gobernadores ya habían reclamado que esto suceda debido al impacto de la crisis económica y financiera en las arcas provinciales. Sería bajo la forma de una adenda.

 

Medidas

 

Cafiero confirmó ayer que el proyecto de ley de “solidaridad y reactivación productiva” que se enviará al Congreso incluye un impuesto del alrededor del 30% a los consumos en dólares, cambios en las alícuotas de Bienes Personales y una moratoria fiscal para las pymes. El proyecto también incluye la facultad de que el Poder Ejecutivo pueda anunciar aumentos de jubilaciones, planes sociales y salarios antes de fin de año. Al mismo tiempo, pretendió bajarle el tono a la cuestión retenciones. “Lo que se hizo fue actualizar el monto fijo, teniendo en cuenta que cuando el gobierno de Mauricio Macri fijó ese componente lo hizo con un dólar a $36, y no a uno de $63, como cotiza en la actualidad”, señaló el funcionario.

 

El Gobierno defenderá el carácter redistributivo de las medidas y pondrá el foco en el impacto en los “más postergados”.

 

El Presidente también se refirió a las protestas ya anunciadas por el sector agropecuario. Pidió a los dirigentes del sector que “no se inquieten porque las retenciones que hay son las que existen, no son otras”. “Tenemos que entender que todos tenemos que hacer un esfuerzo, y el campo también”, subrayó Fernández en una entrevista en Radio Mitre. Y sostuvo que durante los últimos meses “toda la Argentina se indexó por la caída de la moneda, salvo las retenciones” y por eso “lo único que se hizo fue actualizar, en términos monetarios, las retenciones que ya existían”. “Solo tomo una decisión por la situación imperiosa que vivimos”, agregó el mandatario.

 

Recursos

 

El acto de esta tarde servirá para anunciar el paquete de medidas que impulsará la nueva administración con el objetivo de dar respuesta a los problemas de nutrición, que incluirá el envío de una ley al Congreso para dotar al Consejo de un marco de funcionamiento oficial. Los primeros lineamientos del proyecto oficial ya fueron anticipados por el propio Fernández durante su discurso de asunción, cuando dijo que lanzarían “un plan de seguridad alimentaria” ya que “sin pan la vida se padece, sin pan, no hay democracia ni libertad”.

 

Entre las medidas que se esperan que se anuncie está la emisión de las denominadas tarjetas alimentarias para poco menos de 2 millones de madres de niños menores de 6 años que estén en situación de pobreza, además de la creación de una red de control y la creación de un Observatorio para modificar políticas de forma autárquica al Gobierno. “El gobierno de Alberto (Fernández) va a ser un gobierno de diálogo y de capacidad de gestión. El plan contra el hambre genera un consenso entre todos los sectores”, señaló el ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, días atrás cuando adelantó trazos gruesos de la iniciativa.