Con el auge del e-commerce, la app de envíos Treggo aumentó 550% su facturación

25 de octubre, 2019

Treggo

Con una inversión inicial en 2016 de US$ 200.000 y $350.000 de un crédito no reembolsable del Programa de Ministerio de Producción, la empresa de envíos Treggo anunció que este año incrementó su facturación en 550% respecto de 2018 ($10 millones en 2018 contra $55 millones en 2019).

 

Según informó la empresa a través de un comunicado, actualmente el 55% de sus ingresos provienen de la logística de los vendedores de Mercado Libre.

 

Debido a que cada vez más personas y empresas compran y venden por internet, aplicaciones como Treggo –la primera en su tipo en el mercado- son fundamentales para quienes buscan tener en el mismo día aquello que han adquirido por la web.

 

Pensar hoy en sistemas para rastrear un pedido es algo cercano, gracias por ejemplo a aplicaciones como Uber que son útiles para ver por dónde anda “nuestro” auto. Inspirados en ese modelo, los creadores de Treggo fueron pioneros al ser la primera empresa de envíos de diversas cosas.

 

Tal como ocurre en las app para pedir autos o taxis, el cliente recibe todos los datos del mensajero junto con su foto y puede hacer un seguimiento en tiempo real en el mapa. Cuando el destinatario recibe el envío debe firmar, de forma digital, en la pantalla del celular del mensajero. Al hacerlo, le llega la notificación de forma inmediata al cliente que mandó el paquete o sobre.

 

“Identificamos que para realizar un envío inmediato en Buenos Aires, ya sea documentación o paquetería, la única solución era volver a la mala experiencia de un correo o mensajería tradicional con lentitud, falta de trazabilidad y altos precios”, explica Joaquín Wagner, socio fundador de Treggo. Para resolverlo, decidieron incorporar, además de formas de envío de bajo costo, el servicio “Envío flex”, que incentiva a los vendedores de la plataforma Mercado Libre a enviar los productos en el día.

 

Según destacaron desde Treggo, otra de las ventajas es que su servicio que no tiene “sorpresas” desagradables, ya que la tarifa se da de antemano y no se puede modificar posteriormente.

Dejá un comentario