Una casilla en el centro del poder

15 de agosto, 2019

La ONG Techo instaló ayer una casilla de color rosa a espaldas de la Casa Rosada, en un intento por visibilizar la problemática del déficit habitacional y difundir sus propuestas. El grupo pidió que los candidatos presidenciales se hagan cargo de la agenda de las villas y asentamientos, y que se asigne presupuesto para la implementación de la Ley de Integración Sociourbana de Barrios Populares, una iniciativa que no se reglamentó.

 

La casilla fue ubicada por unas horas en el Paseo del Bajo, detrás de la Casa Rosada. “Queremos incidir en la agenda de propuestas y que los candidatos se comprometan a trabajar por los que viven en los asentamientos, que tienen en promedio 30 años de antigüedad y no pueden seguir esperando”, dijo Gabriela Arrastúa, directora del Centro de Investigación Social de Techo.

 

La organización, que se dedica a la construcción de viviendas de emergencia presentó, con la instalación de la “Casilla Rosada” una propuesta para levantar casas en barrios vulnerables. Además, pidió la implementación de la ley de barrios populares. “Esta ley declara de utilidad pública y sujeto de expropiación los 4.416 barrios registrados para su posterior regularización, así como la realización de obras de infraestructura que permitan el acceso a los servicios básicos. Sin embargo, aún no fue reglamentada ni cuenta con presupuesto asignado”, explicó la ONG en un comunicado.

Dejá un comentario