Región inquieta tras las PASO

14 de agosto, 2019

presidentes amerca latina región

Las PASO y la fragilidad financiera de Argentina generaron reacciones en los gobiernos de países limítrofes. Con sus matices basados en sus respectivas líneas ideológicas, los presidentes de Brasil, Jair Bolsonaro; de Bolivia, Evo Morales, y de Chile, Sebastián Piñera, alternaron entre el temor y la cautela por el impacto de la economía argentina postelectoral. En cuanto a lo estrictamente político, Morales fue el único de los tres que celebró el triunfo de Alberto Fernández.

 

El más estridente, en sus formas y contenido, fue Bolsonaro, que ya le dedicó un par de explosivas menciones al tema argentino en pocos días. En su última intervención, vislumbró un complejo vínculo político con Fernández, si el candidato del Frente de Todos confirma su victoria en octubre. “Tenemos que ver como queda la situación. Nadie quiere romper, yo no quiero romper unilateralmente, pero el mismo candidato que ganó las primarias dijo que quiere revisar el Mercosur. Es una señal inicial de que habrá una situación bastante conflictiva”, consideró. “Es una señal más de que no quiere alinearse a lo que en su momento nos alineamos con (Mauricio) Macri, con el presidente de Uruguay (Tabaré Vázquez) y con Marito (por el mandatario paraguayo, Mario Abdo Benítez)”.

 

Bolsonaro se había pronunciado sobre el resultado de las PASO, en términos incendiarios. Una vez conocido el resultado, dijo en Río Grande do Sul que “el grupo de Cristina Kirchner, que es el mismo de Dilma Rousseff, de (Nicolás) Maduro, (Hugo) Chávez y Fidel Castro, está dando una señal de vida allá (en Argentina)”. Y remató: “Si estos izquierdosos vuelven a la Argentina podremos tener en Río Grande do Sul un nuevo estado Roraima; no queremos eso, no queremos hermanos argentinos huyendo hacia acá”, sostuvo Bolsonaro.

 

El presidente brasileño opinó sobre la situación que vive Argentina tras las PASO. Ante una consulta sobre cómo Brasil podría ayudar en la crisis, sentenció: “No se trata de ayudar o no a Macri. El dólar y la Bolsa subieron, la tasa de interés también. Eso es una señal, un país con esos números marca una tendencia, ser una nueva Venezuela y eso no queremos para nuestros hermanos del sur”.

 

En Bolivia, la repercusión del resultado de las urnas y de las 48 horas siguientes tuvo rasgos de cautela. “Ustedes saben como está Argentina en temas económicos”, dijo Morales ayer, según consignó la agencia de noticias EFE. El presidente boliviano indicó que le “preocupa bastante” el impacto que la situación pueda tener en su país. En ese sentido, informó que dialogó con empresarios y sindicalistas cercanos a su gobierno para analizar cómo “blindarse” ante los abruptos movimientos financieros argentinos.

 

En términos políticos, Morales valoró la victoria del Frente de Todos. “Yo puedo entender que es una rebelión del pueblo argentino contra el modelo económico del Fondo Monetario Internacional y nos debe llevar a una profunda reflexión, eso entiendo”, evaluó el mandatario, que tuvo una relación muy cercana con el kirchnerismo.

 

Del otro lado de la Cordillera de los Andes, Sebastián Piñera también eligió la cautela al referirse a los avatares económicos de Argentina después de la derrota electoral que sufrió el presidente Macri. “Quiero decir que lo de Argentina nos va a impactar. Pero la economía chilena y argentina están en situaciones muy distintas. La economía chilena está creciendo y esperamos que en el segundo semestre fortalezca su crecimiento”, afirmó, prudente, el presidente de Chile, un aliado estratégico de Macri a nivel continental.

 

Rebotes en Brasil

 

La situación que atraviesa Argentina tras las elecciones generó impacto en Brasil más allá incluso de Bolsonaro. En la vereda opuesta a la del mandatario, en el Partido de los Trabajadores, Lula y Dilma Rousseff celebraron la victoria de Fernández. “Felicito a los compañeros por el expresivo resultado en las primarias argentinas. Es necesario dar una esperanza al pueblo, llevar días mejores y ocuparse de quienes más lo necesitan”, dijo Lula, a quien Fernández visitó en la cárcel durante la campaña, a través de su cuenta de Twitter. Para Rousseff, el resultado de las PASO “es la luz al final del túnel para la Argentina y América Latina”.

 

Ayer se pronunció sobre el tema el gobernador de San Pablo, João Doria, pidió “no darle la espalda” al país. “Hay que tratar con respeto a Argentina sea cual fuera el resultado electoral. No se puede hacer una evaluación ideológica sobre las tendencias para las elecciones generales de octubre”, consideró Doria, que pertenece al conservador Partido de la Socialdemocracia Brasileña (PSDB) y es un aliado del presidente brasileño.

 

“Argentina es uno de los mayores aliados comerciales de Brasil y del estado de San Pablo. Respetaremos los resultados y mantendremos un buen entendimiento con Argentina”, dijo el gobernador paulista.

 

UE-Mercosur, otra vez en la agenda

 

El acuerdo entre la Unión Europea y el Mercosur también quedó enredado con el impacto electoral que se produjo el domingo. Mientras Jair Bolsonaro advertía sobre la hipotética intención de Alberto Fernández de “revisar” el Mercosur, la Comisión europea pidió evitar especulaciones y, ayer, el presidente Mauricio Macri se reunió con el embajador argentino en España, Ramón Puerta, para hablar del pacto comercial sellado tras dos décadas de negociación.

 

Macri recibió a Puerta en la Casa Rosada, y fue el propio embajador el que confirmó, según informó la Agencia Télam, que los alcances del acuerdo UE-Mercosur fueron un tema de charla. El exgobernador de Misiones, en breves declaraciones a la prensa, también se refirió a la devaluación del peso tras los comicios del domingo y consideró que el billete “estaba atrasadísimo”. Y añadió: “Yo vivo de la exportación de yerba mate y con un dólar atrasado no se puede vender. Lo que hay que buscar es que no se traslade a la inflación”.

 

Las especulaciones sobre el peso que un cambio de gobierno en el país podría tener sobre el acuerdo entre los bloques generaron que la propia Comisión Europea pidiera rechazarlas. “No creo que en este momento podamos especular sobre el proceso de ratificación, sea del lado europeo o del de los países socios”, afirmó el portavoz de la Comisión Europea, Enrico Brivio, en una rueda de prensa que brindó en Bruselas anteayer.

Dejá un comentario