Puig: “El Gobierno y Cambiemos van a salir fortalecidos”

27 de mayo, 2019

Entrevista a Lilia Puig Convencional por Santa Fe Por Pablo Varela

 

La Unión Cívica Radical decidió en 2015, luego de un vigoroso debate interno, avanzar en una alianza electoral con el PRO, y la Coalición Cívica, lo que dio origen a la marca Cambiemos.

 

A poco más de cuatro años de la Convención Nacional de Gualeguaychú, cuya presidenta fue la dirigente santafesina, Lilia Puig, el radicalismo volverá a ser el principal foco de atención de la política local, al reeditar el cónclave partidario con miras a discutir la pertenencia y el funcionamiento del radicalismo, dentro de la alianza gobernante.

 

En diálogo con El Economista, Puig, reivindicó los valores fundantes de la colación, los cuáles impulsaron al radicalismo a confluir electoralmente con el PRO, y apoyar la candidatura de Mauricio Macri, tras la competencia en las primarias, lo que permitió otorgarle al sistema político argentino “alternancia” y “competitividad”, ante la “intención hegemónica kirchnerista”, según explicó la convencional santafesina.

 

Usted fue la presidenta de la Convención en Gualeguaychú en 2015. ¿Qué queda en pie de aquella decisión que tomó el radicalismo?

Nosotros tomamos una decisión muy importante para el funcionamiento democrático. El objetivo fundamental de Gualeguaychú era darle al sistema político argentino, alternancia. Veníamos de una intención hegemónica kirchnerista y la concreción de la coalición le permitió devolver competitividad al sistema político argentino. Tanto es así que hoy vemos como se está configurando un nuevo espacio político dentro del peronismo, lo que demuestra que hay una nueva configuración de partidos dentro del sistema político.

 

No hay una negación a la ampliación en sí, pero hay también límites sobre quienes podrían participar con nosotros.

 

Se espera que la ratificación a la pertenencia a Cambiemos sea mayoritaria. ¿Qué impacto tendrá en el resto de los espacios políticos?

El Gobierno va a salir fortalecido, se terminan todas las especulaciones sobre una posible salida del radicalismo. Las otras fuerzas intentarán buscar su juego y a nosotros nos va a permitir desde Cambiemos avanzar en nuestros intereses electorales.

 

¿Cómo imagina que quedará configurado el funcionamiento de la alianza luego de la Convención?

Lo que va a quedar abierto es un proceso de negociación entre los socios, para trabajar de forma conjunta la posible ampliación, algo que estuvo planteado en Gualeguaychú y que de hecho sucedió en algunas provincias. No hay una negación a la ampliación, pero hay también límites sobre quiénes podrían participar con nosotros. Eso está relacionado con los fundamentos y valores, que son la decencia en la utilización de los recursos públicos, la lucha contra el narcotráfico y el respeto a la forma republicana de Gobierno. Y deja abierta encarar de manera conjunta, las posibles estrategias electorales.

 

Luego de la Convención, ¿imagina que saldrá fortalecida la candidatura de Mauricio Macri?

Lo que sale fortalecida es la coalición. Y en el marco de la coalición, aquellos que tengan aspiraciones presidenciales se van a sentir beneficiados.

 

El radicalismo ha perdido potencia territorial en lo que va del año electoral. ¿Cuál es su lectura?

Hay que ver cada caso y sus circunstancias. El dato frío electoral no permite apreciar las complejidades del proceso. No es lo mismo el caso de Córdoba que Santa Fe, o que Santa Rosa. Son casos diferentes. Yo creo que las alternancias políticas son buenas en las intendencias. No desaparece el radicalismo. Se pierde esta elección y se ganará la otra. La presencia territorial del radicalismo sigue manifestándose más allá que no será en los mimos términos que se preveía. En el caso puntual de Santa Fe, recién hemos atravesado las PASO, hay que esperar a las elecciones generales.

Dejá un comentario