Con eje en su libro, CFK prolongará el misterio en la Feria

8 de mayo, 2019

“O el futuro político de Massa está en manos de (Graciela) Camaño, o en las manos de Máximo”, dijo una voz del Patria

Por Pablo Varela

 

La expresidenta Cristina Kirchner reaparecerá públicamente mañana por la tarde, cuando en el marco de la Feria del Libro, presente “Sinceramente”. Según pudo averiguar El Economista, en el entorno de la actual senadora aseguran que durante la presentación no habrá guiños electorales ni menciones a la situación política y económica del país, sino que su ponencia se centrará pura y exclusivamente en el texto. “No habrá lanzamiento ni referencias de tipo electoralista”, deslizó un vocero del Instituto Patria ante este diario.

 

La presentación se llevará a cabo en la Sala Jorge Luis Borges, que cuenta con poco más de 1.000 asientos, de los cuáles, 700 estarán ocupados por las invitaciones que hagan llegar desde el entorno de Cristina, mientras el resto fue cedido a la editorial y la organización de la feria.

 

Según explicaron desde la organización, la mayoría de los invitados serán escritores, artistas y personalidades de la cultura. “Los dirigentes políticos van a estar en las últimas filas”, explicaron. La frase sintetiza el espíritu que la expresidenta intentará imprimirle a la presentación, que amén de ser un éxito editorial, se convirtió en un hecho político.

 

Desde el Patria confiaron que habrá invitados representantes de editoriales independientes, como un gesto hacia un sector hoy muy castigado por la crisis.

 

En principio y si el clima acompaña se colocará una pantalla en un patio interno del predio, para que los visitantes de la feria puedan ver la conferencia. Al mismo tiempo, se colocará una pantalla gigante sobre la Avenida Sarmiento para los militantes y seguidores que se acerquen. Si bien desde la organización explican que buscan quitarle cualquier tinte “partidario” a la presentación, admiten que lo que suceda afuera será difícil de manejar.

 

“O el futuro político de Massa está en manos de (Graciela) Camaño, o en las manos de Máximo”, dijo una voz del Patria.

 

Durante la conferencia la expresidenta estará acompañada por la presidenta de la Fundación El Libro, María Teresa Carbano, y el director de Random House Grupo Editorial, Juan Ignacio Boido.

 

Mientras el Gobierno nacional intenta retomar la iniciativa política con los diez puntos para alcanzar un acuerdo con todos los sectores de la oposición, la expresidenta reaparecerá públicamente manteniendo una certeza: las definiciones electorales llegarán sobre el filo del cierre. La principal variable a despejar continúa siendo si Cristina competirá o no nuevamente por la presidencia.

 

Ayer, el peronismo volvió a dar una foto de unidad en Los Toldos, con la excusas del 100º aniversario del natalicio de Eva Perón. En la localidad bonaerense hubo referentes del PJ, del kirchnerismo, de los gremios, del Frente Renovador y hasta el expresidente Eduardo Duhalde.

 

“La pelota está del lado de (Sergio) Massa”, deslizó un vocero del Patria ante este diario. La frase sirve para ilustrar lo que es un hecho: en el entorno de la expresidenta prima el pragmatismo, prefieren olvidar viejas cuitas y buscan confluir en un amplio acuerdo electoral que incluya a todas las vertientes del peronismo. “O el futuro político de Massa está en manos de (Graciela) Camaño, o en las manos de Máximo (Kirchner)”, deslizan no sin ironía. Tal como contó este diario, es la titular del bloque del FR en Diputados, quien resiste un acuerdo con la expresidenta, mientras que una parte importante de dirigentes massistas quiere confluir electoralmente con el kirchnerismo.

 

Para competir por la “madre de todas las batallas”, los nombres son tres: Martín Insaurralde, Axel Kicillof y Verónica Magario, aunque el matancero Fernando Espinoza no deja de tener algunas chances.

 

En el entorno de la expresidenta creen que cualquier de los tres candidatos fideliza los votos de Cristina: “En una elección presidencial, prima la candidatura a Presidente”, razonan para ilustrar que el escenario político estará esencialmente signado por la disputa por la Casa Rosada y el corte de boleta es históricamente bajo.

 

En cuanto a las listas de legisladores explican que “la lógica va a ser la de 2017”. Lo local estará definido por los intendentes, las listas legislativas provinciales estarán consensuadas y la de legisladores nacionales quedará a cargo de la propia Cristina.

 

En las provincias la lógica será la misma: hablar con todos los sectores del peronismo con la vocación de confluir en un frente electoral común. “En donde haya competencia interna seremos neutrales”, explican.

Dejá un comentario