Un encuentro inesperado entre Trump y Powell

6 de febrero, 2019

powell_trump dólar

 

El lunes hubo una cena en la Casa Blanca que hubiese sido impensable tiempo atrás. Los comensales fueron, además del anfitrión, el secretario del Tesoro Steve Mnuchin y el presidente y el vice de la Reserva Federal, Jerome Powell y Richard Clarida.

 

Ha sido habitual que los presidentes y las autoridades de la Fed se reúnan, pero este encuentro estuvo precedido de fuertes críticas por parte de Trump a la estrategia de la entidad monetaria. El Presidente llegó a decir que “la Fed se había vuelto loca” y dio a entender que se había equivocado al proponer a Powell para el cargo. Trump consideraba que era un error subir las tasas en un momento en el cual la inflación estaba controlada y el dólar estaba fuerte contra el resto de las monedas. La preocupación era que un endurecimiento monetario podía enfriar la economía y revaluar aún más al dólar, restándole competitividad a las exportaciones estadounidenses.

 

La reunión con Trump fue, entonces, un reconocimiento para Powell. Pero no puede soslayarse que la Fed ajustó su política en línea con los deseos del Trump aunque ese no hay sido el motivo de su decisión. Luego de su última reunión, la Fe dejó en claro por ahora no subirá las tasas y para muchos analistas no lo hará durante este año. El ciclo alcista, que comenzó un incremento aislado de la tasa en diciembre de 2015, habría llegado a su fin. Eso es precisamente lo que esperaba Trump, que el año que viene buscará su reelección y no quiere hacerlo en el marco de una economía que pierde dinamismo. Los analistas estiman que la economía crecerá entre 2,3% y 2,5% este año y que en 2020 lo haría por debajo del 2%. No son buenas noticias para la Casa Blanca y por eso tanta preocupación por una suba de tasas que podría empeorar la situación.

 

El objetivo del Trump de que la economía crezca entre 3% y 4% durante su mandato no se cumplirá. El año pasado habrá sido el mejor de los cuatro de su mandato porque se estima que el PIB se expandió 3%.

 

En un comunicado de la Fed posterior a la reunión en la Casa Blanca, se señaló que Trump y Powell conversaron sobre el escenario económico en general. Pero para preservar la independencia del organismo, se dejó en claro que no se dieron detalles sobre el futuro de la política monetaria y que Powell, en ese plano, se limitó a repetir lo dicho en la última conferencia de prensa y es que las decisiones se irán tomando de acuerdo a los datos económicos que se vayan conociendo.