En diciembre volvió a caer la economía

25 de enero, 2019

Según Ferreres, lo peor ya está quedando atrás

El último mes de 2018 no marcó el punto de inflexión para la recesión. Así lo aseguró ayer Orlando Ferreres en su Indicador General de Actividad (IGA). En rigor, el IGA-OJF registró una caída de 6,4% anual (la segunda más severa del año), terminando 2018 con una variación negativa acumulada de 2,1%. Asimismo, la medición desestacionalizada observó una baja mensual de 0,1%,  una cifra que podría sugerir (si se consolida) que la economía encontró cierto piso hacia finales del año pasado.

 

En diciembre volvió a caer la economía

 

“En el último mes del año, la dinámica estuvo signada por la baja del 9,6% registrada en la industria manufacturera (sumamente afectada por las paradas de planta de la industria automotriz) y por el desempeño del segmento del comercio. En este sector, la caída alcanzó 5,3% en el canal minorista mientras que en mayorista la contracción fue del 12,7%. Sobre ello, hay que sumar las bajas reportadas en la construcción y en el rubro de electricidad, gas y agua, que estuvo condicionado por la merma de la generación térmica”, dijeron en OJF.

 

“Los resultados de diciembre se vieron matizados por el desempeño de las actividades primarias, destacándose el sector agrícola, apoyado especialmente en la campaña de trigo”, señalaron. Asimismo, en el cuarto trimestre la merma de la economía alcanzó el 6,2% en relación al mismo período del 2017, mientras que la caída respecto al período julio-septiembre fue del 2%. “Pensando en lo inmediato, si bien este período de relativa estabilidad macroeconómica es algo positivo, habrá que esperar hasta el segundo trimestre del 2019 para ver los signos de una recuperación más concreta”, proyectaron.

Dejá un comentario