Todos cuidan sus autos

19 de julio, 2018

Datos de Adefa Producción automotriz vehículos producción

 

La industria automotriz es siempre motivo de negociaciones entre los países que, por múltiples razones, los respectivos gobiernos quieren sostener. Es motivo de negociaciones entre Argentina y Brasil y al mismo tiempo tiene un lugar destacado en la búsqueda de un acuerdo entre el Mercosur y la UE. También fue un capítulo clave en las negociaciones que condujeron a que si firmase anteayer un tratado comercial entre Europa y Japón.

 

A su vez, el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, se reunirá el 25 de julio con Donald Trump en Washington. La agenda que tratarán es amplia pero se destaca el tema del comercio automotriz al cual Trump le otorga mucha importancia y sobre el cual adelantó que espera una propuesta razonable por parte de los europeos para llegar a un acuerdo justo. Mientras tanto, los fabricantes de autos en Estados Unidos le pidieron a Trump que no avance con su propuesta de aplicarles un arancel de 25% a todos los vehículos y autopartes que se importan. Según Trump, es necesario equilibrar el comercio porque Japón y Alemania no compran suficiente cantidad de autos fabricados en Estados Unidos. Los empresarios creen que se trata de una iniciativa inadecuada y que terminará afectando a los consumidores al encarecer los productos. Según el Departamento de Comercio, en 2017 se importaron autos por US$ 193.000 millones y autopartes por US$ 143.000 millones.

 

El componente importado de los autos que se fabrican en Estados Unidos llega al 30% y por eso los aranceles tienen un impacto directo sobre los precios. A diferencia de los empresarios, los sindicatos de la industria automotriz tienen una visión más positiva sobre la iniciativa de Trump