Irán y Malvinas, ejes de Michetti en la ONU

20 de septiembre, 2017

Irán y Malvinas, ejes de Michetti en la ONU

Gabriela Michetti se convirtió en la primera vicepresidenta del país que ofrece su discurso en la Asamblea Anual de las Naciones Unidas. La decisión de Mauricio Macri de seguir más de cerca la política local en épocas de campaña y alguna dificultad física por su reciente operación de rodilla determinaron que fuera Michetti la representante del país, con un discurso a tono con la estrategia de política exterior del Gobierno de Cambiemos y la mención más explícita a la República Islámica de Irán como novedad respecto del discurso de Macri del año pasado, como había adelantado ayer El Economista. “La continuidad de la investigación del atentado sobre la AMIA exige la comparecencia de los acusados a prestar indagatoria. No queremos pasar otros 20 años sin justicia”, señaló, luego de solicitar a la comunidad internacional que “acompañe el pedido de colaboración” que Argentina le hace a Irán “para esclarecer” el atentado terrorista de 1994.

 

Como ya es política de Estado en estas circunstancias, Michetti volvió a pedir por Malvinas. Solicitó a Gran Bretaña “reanudar las negociaciones bilaterales que permitan encontrar una solución pacífica y definitiva” al diferendo por la soberanía, “respetando el modo de vida de los isleños”. “Reiteramos nuestro imprescriptible y legítimo reclamo por la soberanía de las Islas. Nuestro Gobierno ha inaugurado un nuevo clima en la relación con el Reino Unido que esperamos que contribuya a crear las condiciones para que ambos gobiernos podamos sentarnos a una mesa de negociación para resolver esta prolongada controversia de soberanía”, señaló Michetti, en la apertura del plenario de la 72° de la asamblea del organismo.

 

 

En otro tramo de su mensaje, que se extendió durante veinte minutos, se refirió “con tristeza” a la situación de Venezuela y realizó un llamado “a realizar un esfuerzo de negociación creíble y de buena fe, que tenga el consenso de las partes y que esté orientado a alcanzar pacíficamente el restablecimiento de la democracia” en ese país. Y destacó que la coyuntura internacional “plantea desafíos que potencian la decisión de Argentina de ampliar el comercio y mejorar nuestro perfil como receptores de inversiones”, y abogó por la necesidad de tener un Mercosur “acorde con un regionalismo focalizado en la atracción de inversiones y la participación en cadenas globales de valor”. En ese sentido, reivindicó la importancia del sistema multilateral de comercio y de la Organización Mundial de Comercio “como su piedra angular”.

 

Por su parte, el canciller Jorge Faurie mantuvo reuniones bilaterales con sus pares de España, Alfonso Dastis Quecedo, con quien repasó la asociación estratégica de ambos países; y de Ucrania, Pavló Klimkin, para charlar sobre el potencial incremento del intercambio comercial entre ambas naciones. Tras el encuentro, Faurie destacó el interés de ambos  países en “aumentar y diversificar el comercio reciprocó”, lo que consideró como “uno de los objetivos principales” en la relación bilateral.