Marcos, Gustavo y Mario, detrás de la salida de Alfonso

27 de diciembre, 2016

Marcos, Gustavo y Mario, detrás de la salida de Alfonso

 

¿Fue el affaire del Impuesto a las Ganancias y ese proyecto supuestamente tibio que ideó Alfonso Prat-Gay para cuidar la caja? ¿Fue su incapacidad para reducir el rojo en las cuentas públicas, uno de los talones de Aquiles del modelo económico y el gran temor de los inversores? ¿Fue su poca predisposición a acatar las órdenes que llegaban desde Balcarce 50? ¿Sus modos y su renuencia a jugar, como ocurre todo en el PRO, en equipo? ¿Sus faltazos a las reuniones de gabinete? ¿El hecho de ser un outsider del PRO? ¿Haber nombrado un (ex) kirchnerista como Gustavo Marconato como secretario de Hacienda? ¿La enemistad con los ojos de Macri: Marcos, Mario y Gustavo, y su baja aceptación a sus pedidos? ¿Sus aspiraciones políticas? ¿Su eventual capitalización de la llegada de los brotes verdes, un blanqueo que merodeará los US$ 80.000 M o la sintonía que genera en los mercados?

 

Un mix

 

“Fue un poco de todo”, dice un alta fuente del Gobierno, aunque sobresale el pulgar hacia abajo de “los ojos de Macri”, dice un testigo presencial de las tensiones típicas entre el dúo de CEO’s (Mario Quintana y Gustavo Loptegeui) y Prat-Gay en las reuniones que capitaneaba el Presidente en Olivos o la Casa Rosada. Descarta, asimismo, que haya sido el affaire Ganancias pues, explica, el propio Presidente pidió “no aflojar” con esa iniciativa.

 

Además, luce raro que se le endilgue a Prat-Gay la paternidad del déficit fiscal porque, por un lado, fue heredado y, segundo, responde a decisiones de gasto e ingresos que tomaron demás integrantes del Gabinete o el propio Presidente, como eliminar retenciones para el agro. Está claro, además, que el giro en la estrategia política del Gobierno hacia fines de año requiere de mayor gasto público. Máxime con minoría en las cámaras y oposiciones más pícaras y rebeldes. Ahora, los CEO’s controlarán más todo, diluyendo el poder abajo. “Nicolás Dujovne va a tener que mandarle la planilla diaria a Quintana”, dice, en broma (o no tanto), un analista del mercado.

 

Sin luces

 

¿Fueron sus intenciones de capitalizar los brotes verdes o el éxito del blanqueo?

 

“Una figura de peso como Prat-Gay era inconsistente con la descentralización del poder que pretende la Jefatura de Gabinete. Había dos caminos: más poder a Prat-Gay o correrlo. El Presidente optó por removerlo de su cargo”, dicen desde LCG. El objetivo de la división es mantener descentralizado el poder a nivel ministerial y concentrarlo en la Jefatura de Gabinete. “No vemos cambios abruptos en la política económica, pero tanto Nicolás Dujovne como Lopetegui recientemente se manifestaron preocupados con el nivel del déficit fiscal”, amplían. Una alta fuente del oficialismo, sin cargo pero con mucha llegada, confirma ese temor.

 

Cordialidad

 

Ayer, en en Villa La Angostura, Prat-Gay almorzó con Macri y luego regresó a la Capital Federal. El Presidente le pidió que siga participando del espacio político y se barajaron algunas posibilidades formales para su futuro. “Alfonso estaba bien y no estaba dolido. Nunca es lindo que te pidan la renuncia, pero entendió que fue un ciclo cumplido”, dijo una persona cercana a Prat- Gay. La reunión fue cordial. Hoy, brindaría una conferencia para ratificar eso, hablar de su futuro y quizás alguna yapa.

 

destacado-alfonso