Buena nota para el primer año de Stanley

12 de diciembre, 2016

Buena nota para el primer año de Stanley

 

Cumplido el primer año de gestión de Cambiemos, funcionarios nacionales y el propio presidente Mauricio Macri hicieron un balance. Mientras el Primer Mandatario se autocalificó con un ocho, la Ministra de Desarrollo Social, quien tuvo un papel clave para la contención del conflicto con las organizaciones sociales, resaltó que se “dejaron atrás años donde los recursos se repartían de manera discrecional y no todos tenían acceso”. “Hoy recorremos cada provincia para llegar a las familias que más nos necesitan y acercar las políticas sociales que garantizan que puedan crecer y superarse”, agregó.

 

En un resumen de su gestión, Stanley destacó el trabajo en “los espacios de primera infancia”, el acompañamiento a “jóvenes para que puedan potenciar sus proyectos de vida”, y el apoyo a los adultos mayores. “Les devolvimos, tras años de reclamo, la jubilación por el trabajo su vida”, dijo.

 

Acorde al discurso de Cambiemos, la ministra, que publicó el mensaje en su página de Facebook, sostuvo que el compromiso asumido un año atrás fue “transformar la Argentina apostando al diálogo, al consenso, con la esperanza de que todos juntos podemos hacer que las cosas mejoren”.

 

Stanley fue una pieza clave en la negociación con organizaciones sociales, que en un año de caída de la actividad, exigieron reiteradas veces medidas de apoyo al empleo, los comedores comunitarios y el robustecimiento de los programas sociales. La ministra logró, secundada por otras figuras del Gobierno Nacional, desactivar el proyecto de Ley de Emergencia Social pergeñado por organizaciones piqueteras y la oposición y consensuar otro junto a Barrios de Pie, la Corriente Combativa y Clasista (CCC) y la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (Ctep), que fue aprobado por unanimidad en Diputados y será tratado ahora por la Cámara Alta.

 

Según declaraciones de los propios militantes, el acuerdo alcanzará para garantizar “un diciembre tranquilo”.

 

La iniciativa declara la emergencia social hasta 2019 y destina $30.000 millones hasta ese año para programas sociales. Además, institucionaliza a los trabajadores de la economía informal al disponer la creación del Consejo de la Economía Popular y el Salario Social Complementario, que instalará la discusión periódica de los aumentos en los programas sociales.