Con dudas, se retoma la reforma electoral

29 de septiembre, 2016

Con dudas, se retoma la reforma electoral

 

A las 12 de hoy, el oficialismo buscará dar un importante paso en un proyecto que es prioridad para el Gobierno pero que no logró, en más de un mes de tratamiento, el consenso necesario. El dictamen que se buscará emitir, con firmas de la mayoría en el plenario de comisiones, se seguía corrigiendo hasta la tarde noche de ayer, con dudas en varios frentes. Implementación del sistema y control del escrutinio provisorio entre otros de los aspectos de una iniciativa que el presidente Mauricio Macri desea ver en las elecciones del año próximo.

 

Entre los puntos en pugna, la implementación de la Boleta Unica Electronica (BUE) es la que el oficialismo cree tener cerrada, pero que generará un inevitable cuestionamiento en el Senado, cuando al proyecto lo debatan los representantes de las provincias. El texto original enviado por el Ejecutivo establecía la implementación en todo el territorio del nuevo sistema, ya utilizado por ejemplo en la ciudad de Buenos Aires o Salta. Luego de varias semanas de debate, tras críticas de la oposición, Cambiemos había aceptado darle gradualidad a la reforma y comenzar con las nuevas máquinas en ocho provincias desde el 2017. El Frente Renovador, que criticaba el hecho de que la provincia de Buenos Aires no esté entre los distritos selectos, retiró su apoyo y Cambiemos tuvo que dilatar el avance del proyecto. Tal como anticipó El Economista hace una semana, el Gobierno acordó con el Frente Renovador y determinarán, en el dictamen, que todo el país votará, a partir de la próximos comicios, con la BUE. Quedará definir qué sucederá con aquellas “excepciones”, “lugares recónditos”, y de que manera se votará en tales casos, decisión que los diputados exigen que no puede quedar librada al Ejecutivo, dado que es facultad del Congreso.

 

Otro aspecto y no menor, que fue negociado hasta el día de ayer, es acerca del manejo del recuento provisorio de los votos, que quedará a cargo –como es actualmente– de la Cámara Nacional Electoral, luego de que el Gobierno deslice la intención de que sea el Ministerio de Interior el encargado de la tarea. Según el periodista Ignacio Zuleta, el texto del proyecto dirá: “La Cámara Nacional Electoral realizará el escrutinio provisorio utilizando la infraestructura y recursos tecnológicos del Estado Nacional”.

 

La oposición reclama además, que Cambiemos ofrezca más certezas en cuanto al sistema y el software, y los procesos de licitación, que cuenta con menor tiempo que el previsto por la cartera de Rogelio Frigerio, que esperaba tener el proyecto aprobado para octubre. De recibir hoy dictamen y la semana próxima la media sanción, el Senado deberá definir la suerte de la iniciativa oficialista, y uno de los puntos que preocupan a los integrantes de la Cámara Alta es si se podrá votar a distintas agrupaciones en las PASO. El Gobierno había eliminado, en el texto original, el “corte de boleta”, pero tras haber sido cuestionado por la oposición, habría sido modificado.

 

El cupo de 50% para mujeres, es uno de los puntos que se debatió en comisiones y que será agregado al dictamen.