Nuevos indicios sobre cómo será el TPP

Avances en el acuerdo de libre comercio

12 de noviembre, 2015

Nuevos indicios sobre cómo será el TPP

Los socios comerciales de la Cuenca del Pacífico publicaron detalles no conocidos del Acuerdo Trans-Pacífico (TPP, en inglés), que promete liberalizar los flujos comerciales entre los países que, sumados, representan el 40% de la economía global.

De ser ratificado, “el TPP pasará a ser parte del legado del presidente estadounidense, Barack Obama, que resultará crucial para las relaciones con Asia, a fin de contrarrestar la creciente influencia económica y política de China”, informó Reuters. Un alto funcionario estadounidense dijo que la Casa Blanca notificará pronto al Congreso que Obama desea firmar el acuerdo TPP, un paso formal que iniciaría el plazo de noventa días para la aprobación legislativa del texto.

El acuerdo, que establece normas comunes en temas que van desde los derechos de los trabajadores a la protección de propiedad intelectual entre los doce países de la Cuenca del Pacífico, ha quedado mayormente fuera del escrutinio público, lo que ha enojado a grupos que abogan por la transparencia. Chile, México y Perú han sido parte de las negociaciones del TPP. El pacto no incluye las medidas exigidas por algunos legisladores estadounidenses para sancionar la manipulación de divisas ni establecer un período de 12 años en los monopolios para la próxima generación de fármacos.

El acuerdo, que estuvo en discusiones durante más de cinco años, fue alcanzado el mes pasado luego de intensas negociaciones que terminaron con el punto muerto en torno al comercio de productos lácteos, las farmacéuticas y la industria automotriz. Los detalles sobre las limitaciones de las industrias locales de autos aún son vagos, por ejemplo y los importadores estadounidenses de calzado deportivo todavía esperan para saber si los aranceles se mantendrán.

Entre otros puntos cruciales mencionados por los socios se incluyen los primeros compromisos para desalentar las importaciones de bienes producidos en situaciones de trabajo forzado y adoptar leyes sobre condiciones laborales aceptables, y la primera prohibición a los perjudiciales subsidios a la pesca.